May

2022


DEPORTES

32º Día del Minivoley

Regresa el Día del Minivoley al Colegio Lourdes

con la misma ilusión e importantes novedades

Tres años después, por culpa de la pandemia del Coronavirus, el Colegio Nuestra Señora de Lourdes volvió a ser escenario de la fiesta del voleibol escolar en Valladolid con la edición número 32 de su Día del Minivoley.

Un regreso que se hizo con la misma ilusión y ganas que la última en mayo de 2019 pero con importantes novedades. La principal es que toda la actividad deportiva se trasladó al patio principal del colegio. Si en años anteriores se había utilizado el polideportivo y el campo anexo de balonmano, en esta ocasión se instalación seis canchas de minivoley en el patio principal, lo que le dio a aire festivo aún mayor si cabe.

La otra gran novedad fue que se redujo la duración del Día del Minivoley. En esta ocasión el horario oficial del evento fue de 9:30 a 14:30 horas, lo que no impidió que todos los equipos participantes pudieran disputar varios encuentros de carácter amistoso, bajo el formato 4×4.

Para la edición número 32 del Día del Minivoley, y teniendo en cuenta que este sábado 28 de mayo todavía había competición oficial de los Juegos Escolares en categoría cadete, se decidió convocar solo a benjamines, alevines e infantiles. Eso no impidió que cerca de 50 equipos se dieran cita durante toda la mañana de sábado, para hacer una gran foto de familia con más de 300 participantes.

El Ayuntamiento de Valladolid, a través de su Fundación Municipal de Deportes, colaboró un año más con todo lo necesario para el buen desarrollo del evento. Además, en esta ocasión pudo facilitar árbitros titulados, que fueron pieza fundamental en el buen hacer de todos los encuentros.

También colaboró la Federación de Voleibol de Castilla y León, al igual que el propio Colegio Lourdes, sin olvidar a los voluntarios del propio Club Lourdes y de otros centros pero que son parte esencial de este evento que se ha convertida en cita obligada en Valladolid. Felicidad, por tanto, para volver a vivir la fiesta del voleibol escolar en Valladolid, y de paso dar un paso más para superar entre toda esta triste pandemia.