Jun

2022


PRIMARIA

Crónica Bujedo 6º (III)

Crónica Bujedo 6º (III)

 

Hoy ha sido un día muy especial ya que mañana nos vamos de nuestra mejor excursión con nuestros compañeros y amigos.

 

Después de asearnos, bajamos a desayunar un gran tazón de leche con cacao. Para no sentirnos como un estorbo quitamos y ponemos la mesa, limpiamos las migas y restos que quedan sobre ella, barremos el suelo y lo fregamos y servimos la comida. No lo hacemos todos a la vez sino que estamos organizados por grupos y cada vez le toca a uno. Esto es una buena cosa que nos llevamos para casa.

 

Una vez acabado el desayuno cantamos y bailamos en corro mientras otros monitores preparan la siguiente actividad. Como empezó a llover y caímos en la cuenta de que eso no podía pararnos, hicimos una gymkana basada en los 5 sentidos para conseguir un mensaje oculto.

 

Tras esto, nos fuimos a comer, nada mal por cierto, una ración de arroz con tomate a gusto del consumidor y, de segundo, dos o tres salchichas con patatas fritas; de postre, yogur de sabores.

 

Al acabar de comer tenemos un rato de tiempo libre para hablar y jugar con nuestros amigos y compadres. Como se quedó una tarde estupenda, fuimos a hacer una pequeña ruta por el monte que está junto al monasterio hasta el pico donde se sitúa la cruz. Desde allí teníamos unas vistas del monasterio de Bujedo y nos explicaron su construcción.

 

Cuando bajamos de la montaña nuestro profe Alberto estaba haciéndonos fotos en un photocall muy natural y Samuel estaba escondido haciendo el oso y asustándonos al pasar. Al llegar al monasterio acabamos la actividad que habíamos iniciado antes de subir que consistía en descifrar frases en código morse para después ir a la iglesia y ver uno de los grandes tesoros y aprender un poco más de cultura general.

 

Para merendar tomamos una rodaja de sandía y un vaso de zumo de naranja.

 

Al finalizar la merienda jugamos algunos juegos basados en deportes: voley, basket, béisbol,…

 

Después de estos juegos subimos a ducharnos y a prepararnos para la fiesta final. Cenamos un pincho de tortilla, empanada de atún y chorizo asado; de postre tomamos un batido de chocolate.

 

Llegó al hora de la gran fiesta. Como hacía muy bueno la hicimos en la hierba, al aire libre, donde bailamos, jugamos, cantamos y nos lo pasamos bien. Después nos fuimos a dormir (después de hacer esta crónica) ya que mañana tenemos el trayecto de vuelta a casa.

 

Alba, Mencía y Bruno.


Ver galería de imágenes